Mes: Octubre 2013

Dicen que una imagen vale más que mil palabras y que la primera impresión es muy importante.

Pues definitivamente la manera como nos vestimos y comportamos es un poderoso nivel de comunicación a través del cual comunicamos al mundo exterior nuestra personalidad, estilo, gustos y deseos. Pero tampoco nadie puede negar que alguna vez no ha juzgado a la gente por la manera como visten, descubriendo después a una persona completamente diferente de la que se habían imaginado.

La imagen es una herramienta poderosa a tu disposición para obtener éxito personal y profesional en tu vida. Pero para proyectar tu mejor imagen, tiene que ser verdadera y empezar desde tu interior. Descubriendo tu estilo ganarás en seguridad, autoridad y credibilidad. Conociendo tu cuerpo, tu mente y tu espíritu y adoptando una actitud positiva encontrarás el éxito en tu vida y el verdadero secreto del poder de tu imagen.

Las personas están más enfocadas en su imagen externa y su apariencia personal (ropa, peinado, maquillaje, bronceado), que su imagen integral. Los medios de comunicación, los consultores de imagen, la moda se enfoca sólo en la apariencia personal. Sin embargo, esta constituye sólo un 10% de la imagen de las personas. Otros elementos que complementan la imagen son la voz, la actitud, el porte, el carácter y la personalidad. Si acabas de conocer a alguien por unos instantes, sólo te fijas en la apariencia personal. Si pasas un poco más de tiempo, 10 minutos, entonces empiezas a enfocarte en otros detalles, y con el tiempo, te olvidas completamente de las apariencias y te enfocas en el verdadero ser.

Por lo tanto, tanto tu imagen interna como externa son importantes en tu vida. Cada persona tiene que auto descubrirse para definir su estilo y al mismo tiempo tener en cuenta todos los detalles de la imagen externa para sentirse seguro y atraer a su vida lo que desea. La imagen externa es un buen principio para iniciar una transformación positiva. Una vez terminas de adaptarte y estar en el lugar que deseas, entonces puedes crear tu propio estilo, adoptar una actitud positiva y convertirte en una persona única, segura y con estilo, difícil de olvidar.